bolsa para dormir
Última actualización: 9 junio, 2021

Nuestro método

17Horas invertidas

5Estudios evaluados

70Comentarios recaudados

Elegir el saco de dormir adecuado no es una tarea fácil. Ya sea ir a acampar, pasar el fin de semana en la montaña o llevar a los niños de excursión, comprar el producto equivocado podría realmente arruinar tus planes. A menudo nos perdemos en la gran cantidad de productos disponibles en el mercado seleccionando artículos que no responden a nuestras necesidades.

Si quieres tener más información sobre los sacos de dormir, pero también consejos sobre cómo elegir el más adecuado para ti, estás el lugar correcto. ¡Empecemos!




Lo más importante

  • Existen en el mercado varios tipos de sacos de dormir como los de invierno, ultraligeros o de emergencia.
  • Es muy importante conocer los aspectos fundamentales del uso para aprovecharlo mejor. Hay que saber cómo utilizarlo, lavarlo y conservarlo.
  • Las capacidades térmicas de los sacos de dormir son diferentes según el tipo y pueden verse comprometidas si no se tienen en cuenta algunas variables fundamentales como el lugar, clima o humedad. Por lo tanto, hay que tener cuidado para evitar el insomnio nocturno.

Los mejores sacos de dormir del mercado: nuestras recomendaciones

Para ayudarte a elegir tu producto, te proporcionamos un listado con los mejores sacos de dormir del mercado. Cada producto que presentamos pertenece a una de las categorías de sacos de dormir más solicitadas. De esta manera, tendrás también más información sobre el tipo de saco de dormir que necesitas.

El mejor saco de dormir según su relación calidad-precio

Con su relleno de poliéster 190T duradero y un forro doble de 300 g/m², este producto promete un aislamiento térmico eficaz y la mejor relación calidad-precio. Además, su forma de tipo momia y su capucha con collar y cordón, son elementos perfectos para mantener el calor en todo tipo de situación.

Los clientes consideran este producto muy cómodo, versátil y funcional para temperaturas entre los 15 y los 5 grados, pero sobre todo práctico de llevar. Además, gracias a su bolsa de objetos de valor y a su revestimiento impermeable, permite tener todo lo que necesitas a mano y una óptima protección contra la humedad.

El mejor saco de dormir de invierno

Si necesitas un saco de dormir para protegerte del frío extremo, esta es la solución para ti. Este producto no solo es ideal para temperaturas bajo cero. Está hecho de materiales hidrofóbicos que permiten mitigar la acción de la humedad y un gran aislamiento térmico.

Los mochileros, los amantes del camping y de las excursiones en los momentos más fríos del año, recomiendan especialmente este producto en virtud de su especial estructura contra el viento y su reposapiés, perfecto para calentarse los pies durante la noche.

El mejor saco de dormir para bebés

Si buscas un producto para llevar a tu bebé contigo al camping o en un viaje, este saco de dormir es uno de los productos más adecuados. Entre sus características especiales se encuentran las cremalleras dobles con protector de cadena y el diseño sin mangas para evitar el sobrecalentamiento, adecuado a los estándares internacionales.

Los padres están entusiasmados con este saco de dormir debido a sus propiedades antialérgicas, a su transpirabilidad y a su forma particular. Tus hijos podrán dormir tranquilos, dentro y fuera de casa.

El mejor saco de dormir de emergencia

Entre los tipos más solicitados de saco de dormir encontramos los de emergencia. Este producto de Charminer es el mejor representante. Cuenta con un tamaño de 90 x 210 abierto, y un peso de 120 g. Es perfecto para llevar en el maletero del coche y en la mochila.

Los clientes aman su ligereza, siendo realizado con una película de PET aluminizado. Su color naranja lo hace extremadamente útil en caso de emergencia y necesidad de socorro. Además, es muy fácil de limpiar y a pesar de ser más ligero, es resistente a la rotura y su capacidad de aislamiento térmico es increíble.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los sacos de dormir

Si estás pensando comprar por primera vez un saco de dormir para ti o para tus niños, es fundamental que conozcas todos los aspectos principales sobre este producto. Por eso, te hemos proporcionado una serie de respuestas a las preguntas más frecuentes sobre los sacos de dormir, para que puedas saber un poco más sobre ellos y quitarte algunas dudas.

chico con saco de dormir

Los sacos de dormir de invierno protegen también de las temperaturas más duras. (Fuente: Martin Jernberg:TvKkNxIT1GI/ unsplash)

¿Cuáles son los beneficios de los sacos de dormir?

Los sacos de dormir son una invención extraordinaria para quien tiene que pasar la noche fuera de casa. Llevando tu saco de dormir contigo, cada lugar puede convertirse en un dormitorio. Es un producto fácilmente transportable, puedes desenrollarlo y utilizarlo cada vez que lo necesites. Ya sea para acampar durante una excursión en la montaña o en la playa, o simplemente quedarte en casa de un amigo, podrás dormir cómodamente sin disponer de una cama.

Además, los sacos de dormir te permiten no sufrir demasiado el frío durante la noche, garantizándote calor y un buen descanso si duermes al aire libre y en contacto con la naturaleza. A continuación, incluimos una lista donde se resumen las ventajas y desventajas del los sacos de dormir:

Ventajas
  • Puedes dormir en cualquier lugar.
  • Son transportables.
  • Te protegen del frío.
  • Son perfectos para hacer excursiones en la naturaleza.
Desventajas
  • Sensible a la humedad.
  • No protegen de los insectos.

¿Cómo usar los sacos de dormir?

Usar un saco de dormir es bastante fácil. Una vez extraído de su bolsa o mochila de transporte, tienes que desenrollarlo para que pueda adoptar su forma natural y airearse. Puedes desplegarlo mejor ayudándote con las manos. Cuando quieras dormir, métete en tu saco, teniendo cuidado de cerrar la cremallera para evitar el frío o la entrada de insectos si te encuentras en espacios exteriores. Si estás en un camping o en la montaña y duermes en el suelo, asegúrate de elegir un área con suelo seco.

¿Son cómodos los sacos de dormir?

La mayoría de los usuarios considera los sacos de dormir bastante cómodos. Hay algunos tipos que también ofrecen almohadas o colchón incorporado para aumentar la sensación de confort. Además, algunos están dotados también de una manta interior. Si escoges el tipo más adecuado a tus exigencias y a las temperaturas del período en el que lo vas a utilizar, tendrás una experiencia óptima.

¿Qué ropa llevar en los sacos de dormir?

Una pregunta muy frecuente es sobre qué tipo de ropa usar en un saco de dormir. La respuesta depende mucho del material de tu saco, de la temperatura exterior y de tu nivel de tolerancia al calor o frío. Un consejo es no llevar zapatos por una cuestión de comodidad, higiene y de facilidad de lavado después de su uso.

Normalmente, si estamos en primavera con temperaturas suaves, una simple camiseta de manga corta y un pantalón cómodo de algodón pueden ser la opción ideal. Por el contrario, si estás en la montaña durante el invierno o con temperaturas por debajo de cero, una ropa más pesada con camisas térmicas y calcetines gruesos, es obligatoria.

¿Qué afecta a las cualidades térmicas de los sacos de dormir?

La capacidad térmica de los sacos de dormir depende de algunos aspectos fundamentales como los siguientes:

  • Material del relleno, plumas o sintético.
  • Espesor y tipo de estructura de los bafles: Divisiones que distribuyen el relleno por todo el saco para evitar que se concentre solo en unas partes
  • Humedad
  • Temperaturas de uso.

La transpiración del cuerpo durante la noche crea una gran cantidad de humedad que se queda en el relleno, limitando su capacidad de aislarnos del frío. Por ejemplo, las plumas mojadas por la humedad, si no reciben un tratamiento en la fase de creación del saco, no son capaces de mantener su volumen. Por eso se podrían concentrar en zonas, dejando algunas partes del cuerpo sin protección. Los sacos con relleno sintético, en cambio, resisten mejor a la humedad.

Otro punto que tenemos que considerar, es que la mayoría de los sacos de dormir tiene una temperatura de confort y una extrema. La temperatura de confort es con la que puedes dormir tranquilo, mientras que la extrema indica la temperatura de uso más baja posible y por un tiempo limitado, antes de congelarte.

¿Cómo enrollar y guardar los sacos de dormir?

Enrollar tu saco de dormir es una operación fácil y rápida si sabes como hacerlo. En general, casi todos los sacos de dormir se venden con una bolsa de compresión impermeable que permite recoger tu saco cuando lo necesites. Para enrollarlo tienes que cerrarlo y quitar todo el aire interno primero. Puedes también alisarlo con las manos para eliminarlo más rápidamente. Luego, podrás doblarlo por la mitad del lado largo y enrollarlo asegurándote que todo el aire sea eliminado antes de ponerlo en tu bolsa.

Cuanto más tiempo tengas el saco de dormir guardado en la bolsa, menos eficaz será la capacidad de aislamiento térmico. Por eso, te aconsejamos guardarlo suelto o simplemente doblado si no lo vas a utilizar de nuevo. Busca un lugar seco y oscuro para evitar el deterioro del material.

sacos para dormir

Dormir en contacto con la naturaleza puede ser una experiencia muy bonita.
(Fuente: Steve Halama: B3v0ZPgViQw/ unsplash.com)

¿Existe una normativa relacionada con los sacos de dormir?

Sí. Se trata de la Normativa EN 13537, una ley europea de 2005 que disciplina la venta y los estándares que los productos tienen que observar. En particular, los sacos de dormir para adultos tienen que superar una prueba térmica en laboratorio con muñecos dotados de sensores de temperatura para evaluar el grado de aislamiento.

Estos experimentos permiten estudiar la sensación de calor y de frío del cuerpo humano y de definir la temperatura máxima, de confort, límite o extrema a indicar en las instrucciones del producto.

La norma no es obligatoria y en alternativa, se pueden realizar pruebas de temperatura con otros criterios. Sin embargo, cada productor que no haya realizado pruebas según la norma EN 13537, no podrá indicar que sus productos respeten esa normativa.

¿Qué tipos de sacos de dormir hay?

El número de tipologías de saco de dormir ha aumentado mucho en los últimos tiempos. Existen productos para todos los gustos y con características diferentes. Por eso, te presentamos las categorías más populares y solicitadas por los clientes.

Tipo Características Actividad
Sacos de dormir de invierno   Muy cálidos y espesos. Montaña, excursiones invernales, con nieve.
Sacos de dormir para niños Tamaño reducido, diseños personalizados. Para todo el año y todas las actividades.
Sacos de dormir para bebés Materiales suaves y delicados sobre la piel y sistema contra el sobrecalentamiento. En casa o actividades en periodos con temperaturas suaves.
Sacos de dormir ultraligeros Peso mínimo, fácil de transportar y tamaño reducido plegado. Actividades con temperaturas suaves.
Sacos de dormir de emergencia. Peso mínimo, tamaño reducido y fácil de transportar. Emergencia o durante todo el año.

Criterios de compra

Generalmente, a la hora de adquirir un saco de dormir, deberías considerar una serie de características importantes para poder elegir el mejor para ti. Por eso, a continuación te presentamos los criterios más relevantes que deberías tener en cuenta para poder comprar el saco de dormir que más responda a tus exigencias.

Tamaño

Un producto de una medida demasiado grande o, peor aún, demasiado pequeña, haría difícil o incluso imposible el uso. Por lo tanto, asegúrate de elegir el tamaño más adecuado de acuerdo a tu complexión. Así, te sentirás cómodo y podrás cerrar por completo el saco de dormir.

Además, junto a los clásicos sacos de dormir, hoy existen diferentes tipologías, como los individuales, que se transforman en doble gracias a especiales cremalleras.

Material

No todos los sacos de dormir son iguales. Una de las diferencias más relevantes es el relleno. Puede ser de plumas, algodón, fibra hueca o sintético. Si vas a utilizarlo en las noches más frías, asegúrate de elegir un buen material. En general, los sacos de pluma suelen ser los más cálidos. De hecho, se utilizan sobre todo para el invierno y las temperaturas más bajas.

Otra característica importante es el revestimiento. Hoy casi todos los sacos de dormir son impermeables. Esto los hace perfectos para todo tipo de situación, sobre todo durante actividades en lugares muy húmedos o en los que el clima podría jugar malas pasadas.

sacos de dormir

Los sacos de dormir son perfectos para actividades al aire libre. (Fuente: Jack Sloop: qelGaL2OLyE/ unsplash.com)

Peso

Un saco de dormir ligero representa una increíble comodidad. Puedes transportarlo sin esfuerzo. Es una ventaja, sobre todo para quien realiza actividades al aire libre con largas caminatas. Actualmente, existen sacos de dormir ultraligeros, muy apreciados y de buena calidad.

Para facilitar aún más la tarea, se venden con bolsas o mochilas que permiten transportarlos sin esfuerzo durante trayectos de larga duración.

Edad

Otro criterio fundamental es la edad del usuario. Si viajas con niños, asegúrate de que ellos también tengan un saco de dormir adecuado a sus medidas. De esta manera, no tendrás que preocuparte de que pasen frío en un saco demasiado grande o que se sientan incómodos. Tus niños podrán elegir el diseño que más les convenga.

Hoy están también disponibles sacos para bebés. Muchos de ellos no tienen mangas para evitar el sobrecalentamiento. Con este tipo, tu bebé se sentirá más cómodo y seguro.

Tipo de actividad

Las exigencias suelen variar también según el tipo de actividad. Si te encuentras en la montaña con una temperatura inferior a cero grados, la mejor opción será elegir un producto con un material cálido que no favorezca la dispersión del calor. Busca que esté dotado de una capucha o de un sistema de cierre doble para prevenir la entrada de insectos.

Asimismo, si estás realizando actividades como el senderismo, quizás en verano, optarás por un producto capaz de protegerte de las variaciones térmicas, pero mucho más ligero y fácil de transportar.

Forma del saco

Este es un debate eterno entre quien prefiere la forma rectangular o la forma de momia, más adherente y compacta. Los rectangulares permiten una mayor posibilidad de movimiento por su amplitud. También están disponibles en varias medidas.

Los sacos de forma de momia, en cambio, se adhieren más al cuerpo y permiten una menor libertad, pero una mayor contención del calor. A menudo, están dotados de una capucha que completa su diseño compacto.

Resumen

Ahora sabes todo sobre los sacos de pelo y estás listo para elegir el más adecuado. Recuerda prestar atención a las dimensiones, materiales y revestimiento externo.

Por último, asegúrate de controlar las temperaturas establecidas para el uso del producto y de elegirlo según el clima y las estaciones en las que lo vas a utilizar. Evitarás así el calor excesivo, pero sobre todo un frío insoportable. Los sacos de dormir son ya fieles compañeros de muchos deportistas, viajeros y amantes de las excursiones. Y tú, ¿estás listo para tu aventura?

(Fuente de la imagen destacada: Tamara Bellis: 43576788/ 123rf)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones