Última actualización: 15 diciembre, 2020

Nuestro método

22Productos analizados
21Horas invertidas
2Estudios evaluados
88Comentarios recaudados

Conservar nuestro cuerpo en forma es algo que todos queremos. Hay veces que nos puede la pereza a la hora de salir a realizar cualquier tipo de ejercicio físico. Por ello, para que puedas mantener tu salud y una buena forma física sin necesidad de moverte de tu casa, te presentamos el apartado ideal, el pedaleador.

Con el pedaleador podrás ejercitar brazos y piernas y reforzar la musculatura de tu cuerpo sin moverte de casa, e incluso realizando otras actividades como ver la televisión, leer un libro, escuchar la radio o incluso trabajar. Podrás mantener una forma física saludable sin apenas sacrificios gracias al pedaleador.

Lo mas importante

  • Un pedaleador es un aparato con pedales estáticos que permite mantener la salud y una buena forma física. Se puede combinar con otras actividades como leer, escuchar la radio o ver la televisión, ya que requiere movimientos sencillos y naturales.
  • Es ideal para todo tipo de personas, pero en especial para las mayores o aquellas que deben realizar rehabilitación, ya que con los movimientos del pedaleador los músculos se fortalecen y se mejora la capacidad aeróbica, la circulación y la movilidad de las articulaciones.
  • A la hora de elegir el mejor pedaleador que se adapte a nuestras necesidades, es importante tener en cuenta el peso y tamaño de este producto, el tipo de movilidad que queremos conseguir y la adaptación adecuada a nuestras extremidades y al ejercicio que queremos.

Los mejores pedaleadores del mercado: nuestra selección

Para elegir el producto que mejor se adapte a tus necesidades es necesario conocer sus características. A continuación, te presentamos diferentes modelos de pedaleadores según los criterios de compra más importantes. De esta forma, te ayudaremos a elegir el pedaleador perfecto para ti.

El mejor pedaleador estático del mercado

Este pedaleador de la marca Sportneer es uno de los más vendidos en la actualidad. Es ideal para brazos y piernas, además de que permite controlar la intensidad del ejercicio ajustándolo al tipo de resistencia que más se adapte a ti. Gracias a su estructura compacta, funciona de manera silenciosa, por lo que puedes hacer ejercicio mientras trabajas, lees o ves la televisión, entre otras actividades.

Cuenta con una pantalla digital en la que puedes supervisar el tiempo que está durando tu entrenamiento, la distancia recorrida y las calorías que vas quemando. Destacamos también su facilidad de instalación, ya que los usuarios subrayan que puede montarse en tan solo unos minutos.

El mejor pedaleador eléctrico

Este pedaleador eléctrico de la marca Trébol Advance cuenta con un sistema reverse, el cual permite cambiar la dirección de rotación del pedaleo. Presenta una potencia de 70 W (vatios), llegando a alcanzar velocidades que van desde 1 a 12 km/h. Incluye tacos antideslizantes para que lo puedas usar de forma totalmente segura y un mando de control para visualizar la pantalla digital.

Con el uso de este pedaleador eléctrico de Trébol Advance puedes ejercitar los brazos y piernas sin que tu espalda y articulaciones sufran presión. Realizando un entrenamiento regular con el mismo, mejorarás tu movilidad, además de poder adaptar a tus necesidades los diferentes rangos de velocidad con los que cuenta.

El mejor pedaleador para personas mayores

El pedaleador de Himaly es uno de los más vendidos. El material con el que está fabricado es de acero inoxidable y cuenta con un peso ligero. Para las personas mayores resulta un aparato muy práctico, ya que gracias a él pueden moverse fácilmente. Está equipado con pedales antideslizantes para evitar lesiones y una resistencia regulable, además de contar con una pantalla LCD.

Una de las características más destacables es que es plegable, es decir, ofrece una gran oportunidad para ahorrar espacio. Esta es una gran ventaja para los mayores, ya que pueden tenerlo siempre accesible en su mano sin que entorpezca el espacio de su hogar.

El pedaleador para rehabilitación más vendido

Este pedaleador de FITODO es uno de los mejores pedaleadores para la rehabilitación de piernas y brazos. Es un diseño liviano que cuenta con una resistencia ajustable y ligera. Y es que se trata de un producto pensado principalmente para la rehabilitación de piernas y brazos en las que no se necesite ejercer demasiada potencia.

Otra ventaja es su diseño, el cual está muy cuidado. Los ejes de sus pedales están cubiertos con tubos de espuma para evitar que te hagas daño mientras pedaleas. También posee una correa ajustable al pedal según el tamaño de tu pie, para que estés lo más cómodo posible en todo momento. Es un aparato digital que incluye el tiempo empleado en el ejercicio y las revoluciones por minuto, entre otros útiles datos.

El mejor pedaleador según su calidad-precio

Esta opción de la marca Mobiclinic es ideal si buscas un pedaleador con la mejor calidad-precio. Esta marca es una empresa líder en mobiliario clínico, hospitalario y ortopédico. Cuenta con más de un 60 % de comentarios de 5 estrellas y un precio económico.

Además, se trata de un modelo de pedaleador útil y versátil, ya que puedes graduar su intensidad en función a tus necesidades. Para ello tan solo necesitarás usar un tornillo que está situado en su parte central. De esta forma, podrás realizar un ejercicio tranquilo a un ritmo lento siempre que quieras. Por lo tanto, si necesitas llevar a cabo un cuidado de tu salud continuo, este pedaleador será una gran opción para ti, ya que presenta muy buenas características a un precio extraordinario.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre el pedaleador

Para mantener una buena salud y forma física, es necesario que nos mantengamos activos en el deporte. El pedaleador es una herramienta perfecta para activar nuestra forma física de manera sencilla y sin exigirnos ejercicios bruscos o peligrosos. En la siguiente guía vamos a resolver las principales dudas sobre este producto.

Realizar ejercicio mejora la calidad de vida, pero además evita el riesgo de enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares. Puedes mantener una buena salud y actividad física sin salir de casa. (Fuente: Tower Electric Bikes:PWlrv2X8Kvc/ Unsplash.com)

¿Qué es el pedaleador y qué ventajas tiene?

El pedaleador es un aparato que cuenta con pedales estáticos pero que no dispone ni de manillar ni de sillín. Precisa movimientos simples y naturales con los que potenciarás tu actividad física sin un esfuerzo desmesurado.

El pedaleador mejora la calidad de vida de las personas, ya que les permite activar su cuerpo sin realizar movimientos bruscos, realizando una actividad física favorable para la salud sin salir de casa.

A continuación, vamos a presentar las ventajas y desventajas que ofrece un pedaleador:

Ventajas
  • Mejora la circulación sanguínea
  • Mejora la movilidad de las articulaciones
  • Fortalece los músculos
  • Es un instrumento ideal para la rehabilitación
  • Ayuda a ejercitar tanto la resistencia como el movimiento del cuerpo
  • Mejora la capacidad aeróbica
  • Es beneficioso tanto para el cuerpo como para la mente
Desventajas
  • No es adecuado para realizar ejercicio de un rendimiento muy alto
  • Puede resultar monótono

¿Cómo utilizo adecuadamente el pedaleador?

Cuando no tienes la ocasión de hacer ejercicio fuera de casa o tu cuerpo no te permite una gran capacidad de movimiento, el pedaleador es una herramienta esencial para cuidar tu cuerpo y llevar a cabo una vida sana y un equilibrio físico adecuado.

Adoptando una postura cómoda y correcta, aumentarás la capacidad de movimiento y fortalecerás tus músculos, trabajando tu sistema cardíaco y respiratorio al mismo tiempo. Un aspecto importante a tener en cuenta es que, si usas el pedaleador en tu casa, debes emplear un asiento estable para mejorar tu comodidad y no hacerte daño en el cuerpo.

El pedaleador se puede utilizar para las extremidades superiores e inferiores. Cuando adoptas una postura adecuada en el pedaleador, mejorarás el equilibrio y la coordinación de los movimientos que realizas. Si quieres utilizar el pedaleador para las extremidades superiores, puedes colocarlo en una superficie elevada. De esta forma, podrás activar también la musculatura de los brazos.

Una de las características más dinámicas del pedaleador es que mientras lo utilizas (tanto con tus brazos como con tus piernas) puedes realizar perfectamente otra actividad. Esto quiere decir que su uso es muy sencillo, ya que solo tienes que realizar movimientos circulares pedaleando con tus piernas o brazos.

¿Dónde puedo utilizar el pedaleador?

El pedaleador es un elemento tan dinámico que lo puedes utilizar en cualquier espacio de tu casa, siempre que sea cómodo para ti y que puedas realizar el ejercicio. Lo bueno de este aparato es que si dispones de él, no te tienes que trasladar a ningún lugar para poder llevar a cabo actividad física. Puedes realizar el ejercicio directamente en tu casa, venciendo la pereza que te podría dar el tener que salir a hacer ejercicio en la calle o en un gimnasio.

Además, si trabajas tanto en la oficina como en casa, puedes colocar el pedaleador en el sitio más cómodo para ti, como por ejemplo debajo de la mesa de tu escritorio. De esta forma, podrás realizar tanto tus gestiones laborales como ejercicio al mismo tiempo.

Si vas a estar fuera de tu casa durante un periodo prolongado de tiempo, puedes llevar el pedaleador a donde necesites y hacer los ejercicios, por ejemplo, en tu apartamento de vacaciones.

¿Qué partes del cuerpo trabajo con el pedaleador?

El pedaleador, en ámbito general, trabaja:

  • Tu forma física.
  • La circulación.
  • La fortaleza de los músculos de los brazos y las piernas.
  • Mejora tu postura.
  • Disminuye los dolores de espalda.
  • Mejora la resistencia de tus rodillas.
  • Desarrolla tu equilibrio y coordinación.

En general, mejora toda la movilidad de tu cuerpo, además de reducir el riesgo de infarto y mejorar los índices de colesterol. Es decir, gracias a este ejercicio tus músculos se fortalecerán y serán más resistentes. Como consecuencia, podrás notar una mejora en general de todo tu cuerpo.

¿Cuánto tiempo puedo usar el pedaleador?

Puedes usar un pedaleador el tiempo que quieras, siempre y cuando no fuerces tu cuerpo y tus extremidades superiores e inferiores no se sientan dañadas. Se suele recomendar un tiempo de uso estimado de unos 25 minutos al día. Este es tiempo suficiente para poder activar tu cuerpo físicamente y ayudar a mejorar tu salud, mientras que el ejercicio se realice progresivamente y con constancia.

Por ello, dependiendo del rendimiento que queramos conseguir utilizando el pedaleador, los beneficios físicos obtenidos dependerán del tiempo que pedalees, además de la intensidad que pongas en el ejercicio.

El ejercicio físico hace que el cuerpo genere sustancias químicas que pueden ayudar a una persona a sentirse bien. El ejercicio físico puede ayudar a las personas a dormir mejor. (Fuente: Dolgachov: 54750894/ 123rf.com)

¿Puedo usar el pedaleador de pie?

El pedaleador es una herramienta que está diseñada para que la postura ideal para realizar el ejercicio sea sentado. Así, se podrá favorecer un mejor equilibrio, ya que con esta postura puedes encontrar puntos de apoyo y nivelar la fuerza que realizas en el ejercicio. Además, al realizar el ejercicio sentado en un asiento confortable, tus lumbares no se fuerzan y puedes completar todos los movimientos de pedaleo de manera fácil.

Uno de los beneficios que presenta el pedaleador, al poder utilizarse sentado, es que tanto las personas mayores como aquellas que tienen poca movilidad pueden utilizarlo. De esta forma, ayuda a que podamos cuidar nuestro cuerpo incluso en el caso de personas que no suelen hacer tanto ejercicio. Entre ellas se encuentran aquellas que están en una silla de ruedas, por ejemplo.

¿Cuáles son las diferencias entre el pedaleador y la bicicleta estática?

Para comenzar, cabe señalar que la bicicleta estática tiene un mayor tamaño, mientras que el pedaleador es más apropiado si lo que buscas es ahorrar en espacio. Puedes transportar el pedaleador a cualquier lugar de tu casa de forma fácil, mientras que la bicicleta estática, al tener mucho más peso, resulta complicada de transportar.

Con el pedaleador puedes realizar un ejercicio sencillo que es acorde a cualquier terapia física o recuperación. La bicicleta estática, sin embargo, es idónea para entrenamientos con una mayor intensidad de pedaleo y un mayor rendimiento.

Además, con el pedaleador puedes realizar tu rutina de ejercicio y compaginarla con otras actividades, como, por ejemplo, tu trabajo. Mientras que con la bicicleta estática, por su tamaño y su forma, es más complicado coordinar el entrenamiento con otra actividad.

Hay diferencias entre el pedaleador y la bicicleta estática que probablemente no conocías. (Fuente: Rusyanto: 132921109/ 123rf.com)

¿Cuáles son las diferencias entre el pedaleador y el stepper?

El stepper es un aparato de fitness para moldear tu cuerpo en casa. Sin embargo, el movimiento que se realiza con él es distinto, ya que lo utilizas de pie y simula un ejercicio de subir escaleras. Con el pedaleador, trabajas tanto las articulaciones inferiores como las superiores, por lo que el ejercicio es mucho más completo.

El stepper ayuda al movimiento de las piernas, pero fuerza más las articulaciones de las rodillas y las caderas. Además, al realizarse de pie, ofrece una menor estabilidad, por lo que el entrenamiento cuenta con menos confort. Por lo tanto, el pedaleador se muestra como una opción más gentil con nuestro cuerpo. Además, ofrece un ejercicio más completo, tonificando piernas y brazos y pudiendo utilizarse en una postura cómoda.

¿Qué tipos de pedaleadores hay?

Si estás dudando sobre el tipo de pedaleador que comprar y no sabes cuál se adapta mejor a tus necesidades, es importante que conozcas que existen 2 tipos: el pedaleador manual y el pedaleador eléctrico. A continuación, te presentamos una tabla explicativa con los criterios principales, para que puedas elegir el tipo de pedaleador que más se adapte a tus necesidades.

Pedaleador manual Pedaleador eléctrico
Motor No tiene motor. Tiene motor.
Comodidad La persona realiza la fuerza para girar los pedales. Es más cómodo. El esfuerzo es menor porque mueves los pedales con la ayuda del motor.
Ahorro Más económico Menos económico.
Electricidad No necesita toma de corriente. Solo lo puedes utilizar de forma manual. Necesita corriente. Además de utilizarlo con el motor, puedes apagarlo y convertirlo en manual.

¿El pedaleador es beneficioso para adelgazar?

El uso del pedaleador establece un tipo de actividad física similar a la que haríamos si saliéramos a correr o a andar en la bicicleta. Por lo tanto, el uso continuado del pedaleador, con su respectivo esfuerzo físico, nos ofrece numerosos beneficios para nuestra salud.

Al realizar esta actividad física, los índices de colesterol de nuestro cuerpo mejoran, ya que la flexibilidad de nuestros vasos sanguíneos aumenta. Además, también disminuye la hipertensión arterial. Cabe mencionar que si realizas ejercicio con el pedaleador durante un mínimo de media hora, puedes quemar hasta 300 calorías. Por lo tanto, el uso continuado del pedaleador y una dieta equilibrada te permitirá adelgazar a lo largo del tiempo.

Criterios de compra

La gran variedad de pedaleadores que existen hace que podamos dudar a la hora de decidir cuál se adapta mejor a nuestras necesidades. A continuación, te presentamos los criterios de compra más importantes a tener en cuenta, para que puedas elegir el modelo que mejor se adapte a tus necesidades.

Peso

Aunque los pedaleadores son portátiles y permiten moverlos de forma rápida y sencilla, es importante elegir aquel que no tenga demasiado peso. De esta forma, facilitaremos su traslado en cualquier lugar en el que queramos realizar la actividad física.

Sin embargo, no conviene que el aparato sea demasiado ligero, ya que además de tener un peso compacto y suficiente para facilitarnos su movimiento debe favorecer a una correcta actividad física al mantenerse fijo, sin que se mueva durante el ejercicio.

Si realizas un ejercicio continuado con el pedaleador, podrás perder peso a lo largo del tiempo. (Fuente: Samuel Ramos: mz9koyBQd4Q/ Unsplash.com)

Adaptación

El pedaleador es un instrumento muy versátil, ya que se adapta tanto al tipo de ejercicio que hacemos como a la persona que lo realice. Es decir, realiza el movimiento en el tiempo y al ritmo que elige la persona que lo utiliza. Por ello, se puede adaptar a todo tipo de público.

Por su diseño, se adapta a todas tus extremidades del cuerpo, es decir, tanto a las piernas como a los brazos. Es por ello que puede utilizarse de manera personalizada, según lo que te resulte más cómodo. Además de adaptarlo a tu cuerpo, también podrás adaptarlo a tu tipo de entrenamiento.

Tamaño

El pedaleador es un aparato que cuenta con diversos tamaños para adaptarse a todas tus necesidades. Si bien se trata de aparatos compactos, existen modelos con diferentes medidas. Sin embargo, todos ellos tienen un tamaño que facilita su traslado, es decir, puedes trasladarlo de un lado a otro sin realizar un esfuerzo excesivo.

Asimismo, su tamaño hace que puedas almacenarlo fácilmente sin que disminuya el confort de tu hogar. Por ello, además de ayudarte a mejorar tu actividad física, es un aparato fácil de usar, de trasladar y de guardar.

Resistencia

Este es uno de los criterios fundamentales, ya que es muy importante que tú mismo puedas regular la resistencia del pedaleador en función de la fuerza que quieras ejercer durante tu actividad física.

Si queremos realizar un entrenamiento estricto que requiera más intensidad, debemos ajustar el pedaleador aumentando su resistencia. Sin embargo, si queremos realizar ejercicio ligero, sin que suponga un gran esfuerzo físico, debemos disminuir la resistencia del aparato.

Resumen

Un pedaleador es un aparato que permite mantener nuestro cuerpo en forma y mejorar nuestra salud sin salir de casa. Es un instrumento tan dinámico que se puede utilizar tanto para hacer ejercicio físico, como para la rehabilitación o para aquellas personas mayores que necesitan fortalecer sus músculos.

Cabe destacar también que el pedaleador permite realizar otro tipo de actividades mientras lo utilizas, como puede ser trabajar, ver la televisión, leer o escuchar la radio, entre otras. Esto quiere decir que no requiere un esfuerzo físico excesivo o una intensidad desmesurada. Por lo tanto, si quieres cuidar tu salud física, el pedaleador será un gran aliado para ti.

(Fuente de la imagen destacada: Catalin205: 53020119/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones